jueves, 19 de agosto de 2010

SALMO NEGRO

Un infierno seco, lleno de huesos,
Donde mueren los hijos de los dioses eternos;
Donde ya no existe el doloor ni los besos
Que amparen mil vidas y cuerpos enteros.

Un infierno seco, lleno de llanto
Donde muere la fe impregnada de ignorancia.
Donde no existe la mano del amigo,
Ni el recuerdo de mi tóxica infancia.

Un infierno sin tí, sin mi fe ciega,
Me ha quitado la sombra de mis ojos muertos,
Y sólo puedo ver mi vida entera, desecha,
En el eterno valle de huesos secos.

Y me he escrito un salmo de la muerte
Ccomo triste despedida a mis suspiros.
Un infierno me espera susurrando,
Que todo se termina con un tiro.

Autores: Miguel Angel & Darko Flores
Recuerdos del 26 de julio de 2007



Safe Creative #1008197089524

2 comentarios:

  1. Me encantan los desahogos de la mente. De sus lugares recóndidos. Muy bueno amigo, muy bueno.

    ResponderEliminar